Ir al contenido principal

Entradas

Destacados

Y la brisa tarareó una canción

7/12

El mago levantaba sus brazos como queriendo alcanzarlos a todos en esa canción.
Y ellos le cantaban, hechizándolo de amor.




El festival arrancó el miércoles 25 de septiembre pero desde la semana anterior ya yo andaba de cabeza en San Agustín. Las primeras noches mi padre me iba a buscar y me esperaba horas porque siempre me faltaba "un pelín pa´ terminar". La gente buena del Alameda le daba café, torta, malta, cocuy, cualquier cosa que lo mantuviera entretenido. Emilio se ponía a conversar con él pero ya a las 10 de la noche me ponía cara de "Yastabueno, vamonoj". Entonces, la semana del festival me mudé pal barrrio.





Me dormía cerca de las 3 de la mañana bien molida. Y despertaba antes de las 7. Bueno, eso fue el jueves. El viernes abrí los ojos a las 9am y el sábado a las 10am. El nivel de cansancio era igual al nivel de felicidad por el objetivo logrado. Los comentarios positivos y halagadores del público al salir de la sala, la prensa con sus reseñas y entrevi…

Entradas más recientes

La noche en la que dos Big Bands detuvieron el tiempo

Jael en la parroquia de las maravillas

Festival de Música Cumbe San Agustín